Las sillitas rojas, de Edna O’Brien

32336916Las sillitas rojas es el primer libro de Edna O’Brien que leo, aunque es el último que se ha publicado en España hasta la fecha. Aunque al principio me chocaba el constante cambio de personajes y perspectivas para obtener distintos ángulos de esta historia (pero esto sólo sucede en la primera parte de esta historia) una vez que me acostumbré pude disfrutar bastante de la lectura. Pero en realidad yo no diría que disfrutar sea la palabra correcta para describir lo que el lector experimentará leyendo Las sillitas rojas, por tanto voy a matizar: se disfruta la forma, pero no el fondo. El fondo invita a la reflexión.

La historia gira en torno a un personaje, aunque no es el personaje principal, no es el protagonista. Podemos hablar de dos personajes principales, la protagonista y este elemento alrededor del cual se desarrolla toda la novela. El elemento es una especie de curandero que viene de lejanas tierras a instalarse en un pequeño pueblecito irlandés. Vuelvo a acudir a la idea de cambios de perspectiva que emplea Edna O’Brien en esta parte: el curandero-guía espiritual, etc, altera completamente la vida del pueblecito, y para que nos llevemos la idea completa de cómo cambió las vidas de estos vecinos necesitamos ver cómo reaccionaron estos: desde que el hombre llega hasta que se marcha, apenas uno o dos meses de allí. He dicho se marcha, pero no, el hombre es expulsado por su verdadera identidad: uno de los mayores monstruos de la historia.

1989A partir de ahí, Edna O’Brien se sirve de su protagonista principal, Fidelma McBride, quien tuvo sus más y sus menos con ese curandero, relación que cambió su vida para siempre: se marcha de Irlanda y se refugia en Londres en una segunda parte que nos habla del horror, la desolación, la desesperanza, la lucha por la supervivencia y el odio, porque los inmigrantes y refugiados traen ese odio traumático de haber sufrido a manos de otros más poderosos. Edna O’Brien ha creado al genial personaje que es Fidelma para llevarnos de la mano hacia temas que son relevantes aunque tengan su origen no tantos años atrás, apenas unas décadas. Nos recuerda que el drama de los inmigrantes ya existía antes de que la guerra en Siria se hiciera global, que las guerras han existido siempre, que algunos genocidios se recuerdan mejor que otros, que muchos conflictos quedaron atrás, que nos negamos a recordar y por ello revisitamos aquellos horrores repitiéndolos una y otra vez. Que, aunque estemos anestesiados, para una parte de la humanidad las heridas se reabren constantemente, y sangran, y duelen, y escuecen.


“Las sillitas rojas

Autor: Edna O’Brien
Traductora: Regina López Muñoz
Editorial: Errata Naturae
Nº Páginas: 352

Anuncios

8 pensamientos en “Las sillitas rojas, de Edna O’Brien

    • A mi me ha gustado y me ha dado para reflexionar, pero entiendo que no es para todo el mundo. Cada libro tiene sus lectores y cada lector tiene sus libros. Es el lector quien debe decidir.

      Un abrazo

      Me gusta

  1. Tengo mucha curiosidad por esta autora y todavía no encontré el momento de ponerme con ella. Tenía sobre todo en mente Las chicas del campo, ¿la leíste? Pero tu reseña también también me anima a leer este… ¡qué duda! Por lo que cuentas me parece que va a ser una autora que me puede gustar, sobre todo cuando le pillas el tranquillo a su estilo y ese tipo de retos lectores me gustan.

    Un besote mi Polly!

    Me gusta

    • Ay mi querida señorita Jane, pues este es el primer libro que leo de Edna O’Brien, pero quiero leer más porque me gusta cómo ha escrito este. Igual podría seguir por Las chicas del campo. Al principio, muy al principio, este libro descoloca un poquitín, porque es como si en una escena de película la cámara fuera dando vueltas alrededor del grupo de personajes para que veas lo que cada uno está viendo. Pero luego se centra en uno de ellos y a partir de ahí todo fluye mejor. Creo que he puesto un símil comprensible…

      Nos debemos un tea & scones no lo olvides. Muchos besos

      Me gusta

  2. Super interesante!!!!
    Nunca he leído nada de esta mujer y me llama un montón la atención, me apunto este, estos libros que nos hacen reflexionar son los mejores, me ha encantado el párrafo final, me has llegado al kokoro ^^
    Bsines!

    Me gusta

  3. Había leído una reseña del libro que lo ponía especialmente bien. Al principio disfrutó mucho del libro pero luego no le convenció.
    Le pongo reparos porque no creo que disfrutara de su lectura. No me acaba de atraer. Y los peros, y la cantidad de libros en casa, hacen que casi la descarte.
    Muchas gracias.

    Me gusta

    • La cantidad de libros en casa es un argumento de peso, doy fe, jaja. En cuanto a lo de las reseñas negativas bueno, cada lector es un mundo y cada libro es un mundo también y hay veces que esos mundos no encajan. Si no te convence este libro porque gente en la que confías lo ha leído y no le gustó, prueba con otro.

      Muchas gracias por pasarte 🙂

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s