Reseña: "Far from the Madding Crowd"

TITULO: “Far from the Madding Crowd”
AUTOR: Thomas Hardy
EDITORIAL: Penguin classics
FORMATO: Tapa blanda.
Bathsheba Everdene, una muchacha con una sonrisa «de las que sugieren que los corazones son cosas que se pierden y se ganan», hereda, a la muerte de su tío, la mayor granja del pueblo de Weatherbury. Tres hombres rondan a esta joven propietaria, «fuerte e independiente», que sin duda está en situación de elegir: el pastor Gabriel Oak, empleado suyo tras un desafortunado intento de independizarse, y que padece con silencioso aplomo su diferencia de posición; el hacendado Boldwood, un rico y maduro solterón, algo oscuro y poco delicado, pero capaz de amar con una intensidad imprevisible; y el sargento Francis Troy, apuesto, acostumbrado a los favores del mundo, conquistador. Bathsheba puede elegir, pues, y elige… aunque en poco tiempo habrá de descubrir que ha renunciado «a la sencillez de su vida de soltera para convertirse en la humilde mitad de un indiferente todo matrimonial». Lejos del mundanal ruido (1874) no es sólo un formidable retrato de una heroína victoriana que sabe que «es difícil para una mujer definir sus sentimientos en un lenguaje creado principalmente por el hombre para expresar los suyos». Es también un fresco pastoril de resonancias shakespeareanas, donde el paisaje y la historia, la naturaleza y la cultura, mantienen un diálogo tenso y complejo, lleno de pequeñas sutilezas e ironías. Thomas Hardy alcanzó con esta novela su primer gran éxito, y también la que quizá sea la más amable de sus obras maestras. (Lejos del Mundanal Ruido, Editorial Alba).
Me van a diculpar la analogía pero a mi la historia de Bathsheba y sus tres pretendientes me recuerda un poco al cuento de los tres cerditos, veréis:
1) El Sargento Troy – Es como el cerdito que construye la casita de paja: conquista a Bathsheba  con malas artes porque ella (cree él) es el acceso a una vida fácil y cómoda.
2) El Granjero Bolwood – El cerdito de la casa de troncos. También busca una vía fácil de conseguir a Bathsheba, no ya por la riqueza de ella, pues él es igual de rico o más, sino por poseerla sin más. Para ello intenta la vía del chantaje emocional una y otra vez. Bolwood, al igual que Troy busca su propia felicidad en lugar de pensar un poco en la felicidad de Bathsheba, entonces en ningún momento intenta convencerla de que puede hacerla feliz, simplemente porque no se le pasa por la cabeza hacerlo (tampoco no hacerlo, no es malo, en realidad)
3) Gabriel Oak – Es el cerdito que construye la casa de ladrillo y cemento. Es el primero que conoce Bathsheba y desde el principio es su más fiel apoyo y consejero. Es honrado y trabajador, piensa en el bien de ella incluso cuando ella declara estar enamorada de otro. Gabriel ha pasado por penurias y ha aprendido de ellas, en la novela se ve que intenta que su experiencia le sea útil a la joven terrateniente, su paciencia y tesón podrían dar frutos… o no. Eso lo dejo que lo descubráis vosotros.
La novela es preciosa, Thomas Hardy construye un mundo entero alrededor del lector, pues describe las costumbres y la vida diaria de los personajes que participan de la vida y amorios de Bathsheba con todo lujo de detalles de forma que nos  introduce en esa granja, en la taberna donde se reúnen los labradores a cotorrear (son todos unos cotillas de cuidado), nos describe las idas y venidas de la protagonista, sus frecuentes cambios de opinión, sus peleas con Gabriel (el único que no le dice lo que ella quiere oir, sino lo que le conviene oir), sus reconciliaciones, sus tribulaciones (es un poco veleta la moza) y sus inseguridades. Las consecuencias de todo lo que los personajes hacen y deciden a cada momento… Thomas Hardy logra que el lector tome parte en la acción, comente en voz alta y responda a las tonterías que se llegan a decir en determinados momentos (es que algunos son para echarlos de comer aparte). Todo ello plagado de referencias a los autores clásicos y a las sagradas escrituras, sin ser un libro santurrón y sin pretensiones moralistas.
Lejos del Mundanal Ruido pasa a formar parte de mis libros favoritos, y con éste van dos este año (junto con La Canción del Cielo) me ha gustado muchisimo, en especial las partes en las que Bathsheba afirma su independencia y su capacidad de salir adelante siendo una mujer y llevando las riendas de una hacienda agrícola. Ningun hombre, salvo quizás Gabriel, está a su altura en la novela y es, sobre todo, porque la ven como una mujer a la que poseer y que en cuanto se casen con ella, las propiedades estarán mucho mejor administradas (cosa que no es así). De los tres está claro que mi favorito es Gabriel, porque es el único que la ve como es, el único que la respeta y el único que tiene fe en ella. 

De esta novela de Hardy, la más optimista de las que he leído, (recordad que hablábamos de ello en esta entrada) hay dos adaptaciones y una tercera en preparación. La más conocida es en la que la increíblemente guapa Julie Christie hace de Bathsheba y Terence Stamp hace de Troy. La tercera se estrena el año que viene y tiene a Carey Mulligan de protagonista y a Martin Sheen haciendo de Bolwood.

Anuncios

6 pensamientos en “Reseña: "Far from the Madding Crowd"

  1. A mí con la comparación de los tres cerditos ya me has ganado! Me lo apunto porque no lo conocía y me ha gustado lo que cuentas de él (que pase a formar parte de tus libros favoritos influye también, para qué mentirnos), aunque creo que probaré primero con Tess, que ya sabes que le tengo muchas ganas. De este autor también tengo apuntado El alcalde de Casterbridge 😉
    Un abrazo!

    Me gusta

  2. Me gusta, me gusta y me gusta Polly. Mira tres veces en honor a los tres cerditos que te han quedado geniales en la entrada. Tengo muchas ganas de seguir descubriendo a Hardy porque hasta el momento solo he leído “Un par de ojos azules” y “Tess”. Me apunto este aunque creo que el que va a robarme el corazón es “Los habitantes del bosque”. Veremos que pasa…
    Un beso enorme!

    Me gusta

  3. Leyendo te das cuenta de que son así los muchachos estos (bueno, uno mas bien ya no es muchacho) y con lo genial que es Bathsheba para unas cosas y lo tontuca que es para el amor, imaginate. Pero éste es un libro más alegre que Tess.

    Me gusta

  4. Los habitantes… es más denso, tiene mucha filosofía dentro de sus páginas. Te hace pensar. Este no es tan denso pero tambien tiene lo suyo, digamos que es un libro más accesible dentro de los trabajos de Hardy y por ahora es mi favorito también.

    un besaco Marie chérie

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s